4 factores de la economía de la producción

La teoría económica de los factores de producción abarca todos los recursos e insumos que se emplean en la fabricación de productos. Aparte de los insumos directos, como los materiales y la mano de obra, los factores de producción incluyen las habilidades, los recursos humanos y el equipo que se requieren para crear un producto.

Para las pequeñas empresas, comprender estos insumos es fundamental para el resultado final de la empresa, ya que pequeños cambios incrementales en las estructuras de costos pueden ser la diferencia entre ganancias y pérdidas.

Capital de produccion

Además de los suministros y materiales que entran en el proceso de fabricación, se necesitan otros activos "duros", como equipos, edificios y camiones. Estos activos son conocidos como capital de producción. El capital de producción varía según el tipo de negocio. En un entorno de fabricación, incluye la maquinaria utilizada para fabricar los productos, los montacargas necesarios para almacenarlos y trasladarlos, y el edificio que alberga la operación. En una empresa de servicios, podría incluir computadoras, escritorios y equipos telefónicos.

Capital humano

Ningún negocio está completamente automatizado; los seres humanos están involucrados en la producción de cualquier producto o servicio empresarial La mano de obra es a menudo uno de los gastos más grandes de una empresa y la gestión adecuada y eficiente del capital humano es uno de los distintivos de una empresa exitosa. El capital humano también puede afectar a una empresa de una manera menos directa, pero igual de importante. Los clientes y los clientes ven a los empleados en un negocio como un reflejo de esa compañía. La forma en que los recursos humanos de una empresa interactúan con la base de clientes tiene un gran impacto en la longevidad y lealtad del cliente.

Capital de Recursos

El edificio y los equipos necesarios para dirigir una empresa deben estar ubicados en algún lugar. El capital de recursos abarca el espacio físico que ocupa una empresa, así como otros recursos no hechos por el hombre, como el agua y el aire. Las operaciones de fabricación a menudo utilizan más recursos de capital que las empresas de servicios porque el proceso de fabricación requiere más espacio para la producción, el almacenamiento y la exhibición.

Capital intelectual

Un negocio es mucho más que la suma de sus partes físicas. Se necesita espíritu empresarial, experiencia, creatividad y conocimientos para hacer que un negocio sea exitoso. Estos componentes se denominan colectivamente capital intelectual. También se incluyen derechos, patentes y marcas registradas; todo lo que no puede tocar o ver, pero a menudo es la razón por la cual un negocio crece y tiene éxito. A veces, estos "activos" de una empresa no se capturan en un estado financiero tradicional, ya que su valor es indeterminable. Es casi imposible para los competidores duplicar el capital intelectual, lo que lo convierte en uno de los activos más codiciados y útiles que una empresa puede poseer.